La abdominoplastia es una cirugía que forma parte de la cirugía post bariatrica. La cirugía post bariatrica es la intervención tras grandes perdidas de peso, que conlleva la caída de la piel y la flacidez tanto en abdomen, brazos, piernas, etc. La abdominoplastia también está indicada en mujeres tras el embarazo. Al haber ganado peso, la piel da de sí y se forman estrías y exceso de piel. Una vez haya dado a luz la piel retrae entre un 60-70%, y la piel restante queda con flacidez, estrías y ”faldón”.

La cirugía del abdomen o abdominoplastia corrige el exceso de piel en el abdomen, la grasa y la pared abdominal. Normalmente se combina con liposucción para mejores resultados. Los pacientes vuelven a tener un vientre plano y firme. Dependiendo de lo que se quiera conseguir, la parte del abdomen a tratar y lo que se quiera corregir se realiza una cirugía u otra, por eso es imprescindible recibir un buen diagnostico del cirujano.

Es importante hablar primero con el especialista para valorar su caso en concreto ya que no todas las personas son aptas para esta cirugía. Hay distintos tipos de abdominoplastia como; abdominoplastia circunferencial, miniabdominoplastia, abdominoplastia con transposicion umbilical, con tensado del musculo interior, etc.

Se realiza en el hospital mediante anestesia local y sedación, sin anestesia general para disminuir riesgos. Gracias a ello, se tiene una recuperación más rápida y sencilla. La intervención dura entre 2-5 horas (dependiendo del tipo de abdominoplastia) y normalmente se queda hospitalizado 1 noche.

Si es una abdominoplastia parcial se puede realizar de forma ambulatoria mediante anestesia local y/o relajación, dependiendo del caso.

 

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies
/* */