juventud cirugia estetica valencia

La juventud cada vez dura más, por eso es tan importante mantenerse tan jóvenes como nos sentimos por dentro. Hemos visto cuales son los primeros retoques estéticos que podemos realizar para que el paso del tiempo no se note y ahora vamos a ver los correspondientes a otras dos etapas de la vida.

En cualquier caso, cada piel es diferente y antes de llevar a cabo ningún tratamiento hay que dejarse aconsejar por los especialistas en el tema, que darán una opinión profesional y seria y aconsejarán los pasos a seguir para lograr un aspecto joven pero sobre todo, muy natural.

Pequeños retoques para mantener la juventud hasta los 50 años

Es el momento de actuar en serio contra las arrugas, pero en esta franja de edad se recomienda hacerlo mediante toxina botulínica, inyecciones de ácido hialurónico o peelings más o menos agresivos y no recurrir todavía a los métodos quirúrgicos que se reservarían para más adelante.

Para aquellas personas que tengan marcas ya muy fuertes o que por las características de su piel acusen más las arrugas en alguna zona concreta, se pueden llevar a cabo pequeños estiramientos que no abarcan todo el rostro, sino tan solo un área determinada.

Los rejuvenecimientos de alta calidad a base de células madre son también muy indicados para esta etapa de la vida y tienen resultados muy exitosos, lo que anima a muchas personas a probarlos.

En esta etapa puede ser también un buen momento para tratamientos corporales como la elevación de los senos que pueden verse caídos debido a los embarazos y cambios hormonales.

Retoques para mantener la juventud después de los 50

A partir de los cincuenta las mujeres entran en una etapa muy complicada de su vida, ya que suele presentarse la menopausia. Esta les afecta al hacerles sentir que han acabado una etapa de su vida, la fértil y toman conciencia de hacerse mayores.

Pero también afecta a nivel físico ya que muchas mujeres ganan peso o tienen más tendencia a acumular grasa. Por eso, a partir de esta edad las liposucciones y los tratamientos para acabar con la grasa localizada se hacen mucho más frecuentes.

Ahora no es necesario realizarse una liposucción para poder acabar con pequeñas acumulaciones grasas, hay métodos para hacerlo sin entrar en quirófano, algunos tan sencillos como la hidrolipoclasia.

A partir de los cincuenta es también el momento de comenzar a luchar más en serio contra las arrugas tanto en hombres como en mujeres, empezando a plantearse la posibilidad de realizarse un suave lifting para acabar con ellas y recobrar un rostro terso.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies
Pulsa para llamar /* */