peelings

Los ”peelings” son  tratamientos médico-estético para el rostro facial. Su nombre en ingles significa exfoliación o descamación. El tratamiento consiste en la aplicación de sustancias químicas  para tratar distintos tipos de problemas de la piel como las manchas faciales y las marcas de acné.

También es utilizado después del verano para aportar más luminosidad, eliminar pequeñas arrugas, renovar las capas de la  piel, eliminar pequeñas manchas solares o simplemente una exfoliación profunda de la piel. Se puede combinar con distintos tipos de tratamientos faciales.

Existen varios tipos de peelings, dependiendo de lo que se quiera conseguir y tratar se utiliza uno u otro. Hay peelings que actúan de forma más profunda y otros más superficiales. Es un tratamiento que dura entre 20-30 minutos, de forma ambulatoria sin ningún tipo de anestesia.

¿Cuántos peelings debo hacerme y como se realiza?

Las sesiones dependen de la patología a tratar, el tipo de peeling y cada caso. Normalmente después de la primera sesión se deja 1 semana entre medias para la recuperación de la piel. Si se utiliza cremas que contengan ácidos es recomendable dejarlos 3 días antes de la aplicación de la primera sesión.

Primero se debe realizar una desinfección completa del rostro antes de aplicar el peeling. Después se pone vaselina en las zonas sensibles para protegerlos (comisuras de la boca, alrededor de las fosas nasales, en la comisura de los ojos), y finalmente la aplicación de los ácidos mediante un pincel por capas. Como hemos dicho, dependiendo de lo que se vaya a tratar se pone tantas capas valore el especialista.

 

 

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies
/* */